La Luz y los insectos

La Luz y los insectos

La orientación de los insectos mediante la Luz Polarizada.
Los ojos de los insectos se caracterizan por su capacidad para percibir, a diferencias del ojo humano, la polarización de la luz diurna, gracias a ello, gran cantidad de especies utilizan la luz polarizada para encontrar su camino de retorno.
Las abejas y las hormigas son capaces de orientarse mediante la polarización de la luz celeste. Sus ojos compuestos están formados por una multitud de sub-unidades denominadas omatidios. En cada omatidio hay nueve neuronas que son sensibles a la luz, ocho de ellas son alargadas y la novena está reducida.

Aspectos Importantes.

Los artrópodos se dividen en quelicerados y mandibulados.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada